Primera Dama, Ministerio de Salud y Fundacancer lanzan Campaña de la Cinta Rosada y Celeste

El compromiso del Gobierno de la República de Panamá de multiplicar los esfuerzos que conlleven a incrementar las respuestas en la lucha contra el cáncer, reafirmó la Primera Dama, Lorena Castillo de Varela, al inaugurar este 1 de octubre la Campaña de la Cinta Rosada y Celeste en el Instituto Oncológico Nacional (ION) “Juan Demóstenes Arosemena”, apoyada por el Ministerio de Salud y Fundacáncer.

“Hoy celebramos la vida, luchando juntos”, es el lema de esta campaña de detección temprana del cáncer de mama y de próstata que, durante el mes de octubre, se desarrollará para sensibilizar a la población acerca de la necesidad de realizarse los exámenes correspondientes para detectar de manera oportuna algún tumor maligno.

Castillo de Varela – en presencia del Viceministro de Salud, Manuel Mayo; el director médico del ION, encargado, Juan Carlos Alcedo y el Presidente de Fundacáncer, Juan Pablo Barés – inició su intervención recordando la frase de una paciente que lucha contra la enfermedad, quien dijo: “No quiero que el miedo al cáncer me reste vida”, y señaló que las palabras de esta panameña nos animan a enfrentar este problema de salud mundial, que a nivel nacional se sitúa como la segunda causa de muerte.

Agregó que esta paciente representa a esos miles de ciudadanos de nuestro país que enfrentan alguna enfermedad, y que sus palabras obligan a ser portadores de un mensaje para aquellas personas que han sido diagnosticados con algún tipo de cáncer. “Para ganarle la partida a esta enfermedad, debemos ser capaces de perderle el miedo a su poder de devastación: confiar en el diagnóstico a tiempo y en el tratamiento, cuando ya está confirmada”, acotó.

Mencionó que a pesar de contar con estudios, avances científicos y herramientas disponibles, se está luchando para hacer del cáncer una de tantas enfermedades a las que los seres humanos hemos logrado dominar y vencer. “Se trata de un gran desafío para la comunidad científica internacional que aún no hemos alcanzado, pero que no es imposible de lograr”, señaló.

“Hoy día recibir un diagnóstico de cáncer no es sinónimo de muerte. Las investigaciones, los avances médicos y la detección temprana permiten otras alternativas y dan esperanzas de vida para más de un millón de personas por año en el mundo”, concluyó señalando en su intervención la Primera Dama.

Durante la apertura de la campaña de la Cinta Rosada y Celeste, en la que estuvieron presentes autoridades de salud y representantes de Organizaciones No Gubernamentales, pacientes y sobrevivientes de cáncer, la Primera Dama efectuó un recorrido por una feria de salud organizada por ION, aprovechando para hacer llegar a los asitentes información didáctica sobre la detección del cáncer y artículos promocionales alusivos a la campaña.

De acuerdo con estadísticas manejadas por el ION, más de 27 mil 871 personas -entre el 2003 y 2013 fueron diagnosticadas en este nosocomio con algún tipo de cáncer. El cáncer de mama entre las mujeres, se ubicó con mayor incidencia, totalizando 4 mil 863 casos, seguido del cáncer de próstata con 2 mil 969 casos.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) si para el 2025 se cumple el objetivo de lograr la reducción del 25% de los casos, como acordaron los países miembros en la última Asamblea de este organismo, celebrada en Ginebra en mayo del 2013, se puede salvar esa cantidad de personas.

Scroll To Top